Hablando de bodas … Vol. I Ene26

Tags

Related Posts

Share This

Hablando de bodas … Vol. I

–En este post se omitiran/cambiaran nombres para no afectar a terceros (si así lo requiere el caso)–
En esta semana me he enterado de 2 bodas, aún así me quedan pendientes otras 2 más, les cuento solo porque eso del encantamiento del matrimonio no se si existe por completo.
Ana vivía muy cerca de casa, es una mujer a la que conozco desde hace muchos años y una gran amiga también, cuando yo la conocí decía que la relación con Superman y yo era su ideal de entre todas las relaciones que conocía.
Superman daba la vida por mi y a su vez yo por el (enamorados adolescentes al fin y al cabo). Cuando hubo problemas en nuestra relación, por una razón u otra ella tuvo que ver con el regreso y en el último caso con la ruptura (sight).
Ana se entero y de hecho fue la única que me supo con el corazón roto y me dijo amiga ya llegará … veme, yo nunca me imagine que esto me pasara.

ana-y-su-banda.jpg
LA HISTORIA DE ANA
Es una niña que me dio sorpresa tras sorpresa, un día de la nada, así no más me entere que se había ido de México, su papá tenía un negocio en Puebla y se iba toda la familia, cabe señalar que no tuve oportunidad de despedirme, pero en mi corazón le deseaba lo mejor.
Un buen día y gracias a la tecnología nos encontramos en el msn, me dijo que tenía novio, que estaba enamorada y que se iba a casar, lloviera, tronara o se cayera el cielo sobre su cabeza. -Yo me caso- me decía.
En aquel entonces y para nuestra edad el hablar de una boda era un suicidio o la cosa más romantica del mundo. Superman me dijo, a ver cuanto le dura el chistesito!!, lo mismo pense, pero en mi corazón algo me decia que no del todo.
Un día me volví a topar con Ana en el msn y me dijo: Mi novio vino a México (el vive cerca del fin del mundo) y yo creo que cuando se vaya yo me voy a ir con el.
Le pregunte: – Ana y que onda con el bodorrio? a lo que ella contesto -No de eso nada, lo amo pero primero veamos como nos va aqui juntos.
El tiempo paso y Ana sonaba calmada, sumergida en su mundo, tranquila y enamorada, en paz.
Resulta que Superman desapareció de mi vida y ahora Ana y yo seguimos siendo amigas, entendiendonos y demostrandonos el cariño a pesar de la distancia, hace un par de semanas me la volví a encontrar en el msn y no me lo van a creer, ya estaba en el fin del mundo y también me dijo que muy cerca del fin de su vida de soltera.

Una gran sorpresa saber que te casas, a pesar de presentirlo y tenerlo en cuenta desde hace mucho tiempo, pero me sorprende amiga, que no te importa distancia, tiempo, dinero incluso y lo que la familia pueda pensar, amas a Daniel y te felicito por todos los sacrificios que has tenido que hacer para defender tu amor.
No lo dejes ir, sigue adelante, cuentas conmigo y te deseo lo mejor.
Te quiero amiga! y por eso te deseo todo lo mejor.